Estas son las técnicas de creatividad que debes conocer

 Creatividad

Cuando pienso qué es la creatividad no me aparece ninguna descripción concreta para poder definirla, sino que me vienen multitud de definiciones. Es un concepto abstracto y difícil de explicar con exactitud. Por eso, os dejo la definición que más se asemeja, bajo mi modo de ver, qué es la creatividad.

La creatividad es la capacidad de generar ideas y/o conceptos de forma original y diferente. Es sinónimo de «pensamiento liberal» o de «imaginación». Se le considera más una habilidad asociada a la capacidad cognitiva de una persona con mayores dotes mentales.

Creatividad

¿Cómo saber si una persona es creativa?

Ser creativo no es vestir como la sociedad marca, hacer lo que hacen los demás o seguir tendencias de las redes sociales. Nada que ver. Aquí no existen clichés ni estereotipos. Ser creativo significa otra cosa. Significa tener la suficiente capacidad imaginativa de crear cosas diferentes, innovadoras y rompedoras.

Estas son las cualidades que te convierten en una persona creativa.

Rasgos creativos

Rasgos de personas creativas

Arriesgas

Aunque seas muy madur@, cuando se te presenta un riesgo, lo aceptas. No te dejas influencias por lo que está bien o está mal, sino que tienes tú propio criterio para actuar de una manera u otra. Por ejemplo, enviar una solicitud de empleo aunque no estés del todo cualificado, o comprarte un auto sin tener una seguridad financiera. Son ejemplos muy random pero la esencia es, ser una persona creativa requiere valentía.

La fina línea entre la imaginación y la realidad

Allan Poe dijo:» aquellos que sueñan de día, comprenden muchas cosas que escapan a los que solo sueñan de noche” y no estaba muy equivocado con esta afirmación. Ser imaginativo y fantasear para llevarlo a la realidad es un rasgo de creatividad.

Sentimental

Dejar aflorar las emociones es de personas creativas. Sentir empatía,  mostrar los sentimientos y expresarlos es una de las cualidades principales que definen a una persona creativa. El creativo no teme a sus emociones, ya sean negativas o positivas.

Capacidad para reconocer errores

Se debe tener la capacidad de saber reconocer cuando un resultado es mejor o no. Apreciar el propio trabajo realizado es algo normal, pero saber reconocer que no es el mejor de los resultados es una de los rasgos que hace que una persona sea creativa. En resumen, hay saber ser auto-crítico con tú propio trabajo.

Ser observador

Un día normal puede ser el escenario perfecto para captar nuevas ideas o dónde encontrar inspiración. Para ello hay que ser lo suficientemente observador y saber apreciar lo que ocurre a tu alrededor. Un consejo es, llevar un cuaderno para poder apuntar ideas u observaciones en cualquier momento. Confiar en la memoria,  a veces no es la mejor opción.

Crear oportunidades

Sentir que te has quedado estancado con un proyecto, es la peor situación para una persona creativa. A veces, esto se debe a que has podido entrar en un estado de monotonía. Pero para los creativos esto no es un impedimento, pues son capaces de crear oportunidades y salir de la rutina. Despejar la mente y crear nuevas opciones para dejar estimular la imaginación.

El fracaso no te da miedo

Aunque el fracaso te desanime y te pueda suponer un impedimento, sabes como resurgir de las cenizas. Si eres creativo, sabes sacarle partido a las peores situaciones. Equivocarse es de sabios y de creativos, y estos saben ver la mejor cara de los errores.

Arte y talento

Tú, que eres creativ@, saber apreciar la belleza y el arte allí donde puede no haberlo. Pero además, tienes una habilidad especial para hacer las cosas con estilo  y buen gusto. Sabes como aplicar la creatividad en tu día a día. A la hora de vestir, de decorar o incluso de organizarte. Además eres fiel a tu estilo, a tus creencias y valores.

Fijarse objetivos

Generalmente, las personas creativas son felices con el mero hecho de hacer su trabajo. Estas constantemente buscando el modo de mejorar, competir y crear cosas nuevas. Eres una persona inquieta y que se fija objetivos, ¡sientes morbo por cumplirlos!

Técnicas de creatividad

Un persona creativa puede despuntar del resto desde pequeño, pero ¿se puede llegar a enseñar a una persona a ser creativa? Existen varias técnicas para estimular la creatividad (orientadas al diseño) para estimular el lado derecho de nuestro cerebro y os las quiero explicar en este post.

Empecemos por las más sencillas y que seguramente hayáis hecho en alguna ocasión, ya sea en el trabajo, en el instituto o en otros entornos. ¡Allá van!

Técnica creativa- Distorsión realidad

Modificar la realidad

Esta es la más sencilla de todas y la qué más resultados da. Se trata de mirar desde otra perspectiva la idea u objeto en cuestión. La manera de ejecutarla y conseguir distorsionar la realidad es:

  • Modificar
  • Sustituir
  • Ampliar
  • Reducir
  • Reorganizar o re-estructurar la idea
  • Invertir todo o partes
  • Adaptar
  • Añadir
  • Sustraer o eliminar
  • Dividir

Si nos centramos en cómo aplicar esta técnica en el diseño de una composición, un logotipo u otro… podemos hacer todas estas acciones sobre elementos como el color, la textura, el material, la forma, etc.

Personalmente, yo la utilizo mucho cuando estoy en la fase del boceto. Intento plasmar varias versiones o posibilidades que puedo llegar a conseguir siguiendo varias fases de esta técnica.

Técnica de creatividad- PNI

Estimulador mental o Mental PNI

Esta técnica consiste principalmente en hacernos preguntas lo más disparatadas posibles, pero basándonos en el algoritmo PNI. ¿Qué algoritmo es?

P=Positivo

Pensar en los puntos a favor o más ventajosos que puede aportar la idea o el diseño.

N=Negativo

¿Cuáles son los aspectos más dañinos de nuestra idea? ¿Qué puede aportar negativamente a nuestro objetivo?

I=Interesante

Todo lo que pueda sugerir algo curioso sobre el planteamiento que estamos haciendo y que nos pueda ayudar a desarrollar otras ideas o vertientes de nuestra idea.


mini   B R E A K

Para asentar estas dos técnicas, os propongo un ejercicio súper rapidito, a ver qué sale de esas cabecitas creativas.

  1. Piensa en un objeto, animal, comida… lo que sea nos servirá para el ejercicio. Yo he elegido una rodaja de sandía.
  2. En un folio en blanco, dibújalo en el centro.
  3. ¡Dibujemos!
    1. Por un lado, nos centraremos en la forma más básica de nuestro objeto: circulo, cuadrado, rombo… La idea es modificar el concepto, basándonos en la forma que tiene. Por ejemplo, puede ser una media luna en vez de un trozo de sandía. ¡Pensad como los niños! «Cómete la luna» «Una sandía en el cielo»
    2. ¿Qué otros objetos tienen los mismos colores? Busca la semejanza de colores para crear otras ideas u objetos. Rojo= una manzana, labios rojos… ; Verde= el campo, el césped…
    3. Intercambia los elementos que integran el objeto e integralos en otras ideas anteriores. Pepitas=Pecas; Pepitas=Lluvia.
  4. Elige la idea qué más te guste. En el caso de que no hayas sacado ninguna conclusión con esta técnica, te invito a que pruebes otras como las que te contaré ahora.

Para que tengáis el ejemplo visual de este ejercicio, os dejo el croquis que he hecho yo.

Ejercicio-de-técnicas-de-creatividad

Os invito a que me dejéis vuestro ejercicio en comentarios, a ver qué os ha salido y qué os ha parecido el ejercicio ;P


La lista de Roukes

¿En qué consiste?

Esta técnica, a diferencia de otras como el Brainstorming, se puede realizar individualmente. La lista de Roukes se basa en sacar ideas a partir de verbos que expresan acciones con la intención de producir un cambio. Supongo que esta descripción igual os parece confusa, pero ahora lo vais a tener más claro.

Técnicas creativas

técnicas creativas

Los verbos que se listan en está técnica son:

  • Sustraer: Simplificar, omitir ciertas partes o elementos. Podemos sacar nuestra idea del contexto planteado o también abreviarla.
  • Repetir: Se puede duplicar un color, una forma, una imagen o una idea.
  • Combinar: O lo que es lo mismo, fusionar. Mezclar dos elementos diferentes o semejantes. Crear una conexión.
  • Añadir: También se tratar de magnificar nuestra idea o de extenderla.
  • Transferir: Llevar el objeto o idea a otro entorno, adaptarlo a otro contexto muy diferente desde el que se ha planteado. Esta fase es similar a la primera, sustraer.
  • Ponerse en su lugar: En el caso de que sea un objeto, debemos darle cualidades humanas y ponernos en su lugar mientras nos hacemos preguntas cómo: ¿Cómo me sienta…?¿Qué haría si…?
  • Enfatizar: Crear contrastes. Dar fuerza a la idea u objeto planteado.
  • Animar: Cómo se ha dicho antes, si es un objeto inanimado, se trata de darle vida ya sea visualmente o psicológicamente.
  • Superponer: La idea es solapar ideas similares pero sin llegar a mezclarlas o añadirlas.
  • Cambiar de escala: Engrandecer o empequeñecer el tema/idea/objeto.
  • Sustituir: Básicamente, cambiar o reemplazar una parte o todo.
  • Fragmentar: dividir la idea en varias partes y «jugar» con cada una de ellas hasta conseguir algo uniforme (o no).
  • Aislar: Usar solo una parte del objeto y someterlo a preguntar o contextos diferentes.
  • Distorsionar: Cambiar su forma parcial o completamente. Girarlo, torcerlo…
  • Disfrazar: Engañar, camuflar o encubrir. Como por ejemplo, darle un mensaje subliminal.
  • Contradecir: Exponer el tema en la dirección contraria en la que se ha expuesto. Darle un enfoque totalmente diferente.
  • Parodiar: ridiculizar o imitar. Hacer de nuestro proyecto algo humorístico.
  • Tergiversar: Equivocarse, falsificar, mentir. Aunque no está bien visto mentir, lo cierto es que es la mejor técnica para crear mitos o leyendas, lo que puede trascender en otras ideas.
  • Buscar semejanzas (analogías): es tan simple como reconocer similitudes entre cosas diferentes. Las analogías son son herramientas psicológicas que a un nivel más o menos consciente todo el mundo emplea. ¿con qué se puede comparar mi tema? ¿que asociaciones lógicas o ilógicas existen?
  • Mezclar (hibridar): el pensamiento creativo es un estado de «hibridación mental», con el que las ideas se producen mezclando temas diferentes. Esta técnica se puede transferir al color, temas, formas, estructura… Cruzar elementos orgánicos o inorgánicos así como las ideas y percepciones.
  • Metamorfosear: transformar, convertir o transmutar. Exponer el tema o idea en un proceso de cambio ya sea mínimo o algo más radical en el que se cambie totalmente la idea principal.
  • Simbolizar: un símbolo visual es un recurso para representar una idea. Por ejemplo, una llave inglesa representa «Herramientas». Por eso, cuando estemos desarrollando una idea, una técnica es pensar ¿cómo se puede representar con un símbolo?
  • Mitificar: consiste en construir un mito alrededor de un tema. Podemos partir de crear una historia detrás de una marca o idea.
  • Fantasear: usar un tema como algo irreal, absurdo, monstruoso o escandaloso. Lo principal es romper barreras mentales y sensoriales. ¿Qué sería si…?

¿Cuál es la técnica creativa (de la lista de Roukes) qué más te ha gustado? ¿Hay alguna que te haya servido para implantar en tu metodología de trabajo?

Brainstorming

El brainstorming

¡Esta es mi prefe! El brainstorming o lluvia de ideas es una técnica creativa muy utilizada en el mundo del Marketing. Se considera como creador a Alex Faickney Osborn. 

¿En qué consiste?

Consiste en juntar un grupo de personas y lanzar una primera idea o necesidad, que sirve como punto de partida para que los participantes aporten conceptos por muy alocados que sean. Por tanto, esta técnica no puede hacerse individualmente, puesto que no tendría sentido alguno.

Hay que saber que ninguna idea es mala, por lo que no se debe descartar ninguna. ¡TODAS SIRVEN!

Por lo general, cuando se plantea una sesión de brainstorming, se suele realizar por rondas, planteando ideas diferentes en cada una de ellas.

Reglas

Pero ojo, que hay 4 reglas esenciales para que salga bien esta técnica creativa. 

  • No se critica: es imprescindible no menospreciar ni criticar la idea que aporten los participantes. Como he dicho, todas son válidas. Al terminar las rondas o la sesión, se hará una evaluación para determinar cuáles nos pueden servir y cuáles no. Pero durante el desarrollo, no se descarta ninguna.
  • Libertad para aportar: igual que no se critica, tampoco se prohibe a nadie a aportar ideas. ¿De qué sirve esta técnica si los participantes no pueden colaborar? No, no. Todas las aportaciones son buenas.
  • También se puede mejorar: esta técnica no sólo consiste en aportar, sino que también se puede mejorar las que se planteen durante las rondas. Si la idea de un compañero es buena pero hay que afinarla, ¡también es válida! Esto no quiere decir, que la criticamos, sino que la mejoramos.
  • La cantidad es importante: cuantas más ideas hayamos conseguido durante el brainstorming, mejor. Como se suele decir, es mejor pecar por tener de más que no quedarnos cortos en el intento. Ya se descartarán las que menos nos gusten o las que más se alejen de nuestro objetivo.

¿Cómo se prepara una sesión de Brainstorming?

Pero cómo todo proyecto, es necesario preparar ciertos aspectos para poder plantear una sesión de Brainstorming y para que sea todo un éxito.

  • Figura del secretario: debemos elegir a una persona que apunte todo lo que se aporte durante las rondas y las sesiones. Deberá apuntarlas en una pizarra, organizarlas y saber cómo relacionarlas entre ellas.
  • El moderador: este es el participante más importante durante la sesión, puesto que puede que se solapen muchas ideas o incluso que se cree un ambiente de discusión o tensión. Deberá saber llevar el hilo de la sesión sin que se apaguen las ideas.
  • Ponerle tiempos: como ya he dicho, generalmente esta técnica creativa se fragmenta por rondas. Para que no se alargue más de lo necesario, es recomendable dar un tiempo a cada ronda.

A mi personalmente está técnica me parece de las más efectivas y de las más divertidas. Las ideas atraen nuevas ideas, y creo que esta es la esencia de esta técnica. El brainstorming es compatible con una sesión con los compañeros entre cañas y tapeo ;P

Estas son sólo algunas de las técnicas para estimular la creatividad y las que a mi parecer, puedes incluir en tus proyectos de inmediato. Pero hay miles de ellas y que son igual de efectivas. Sólo tienes que encontrar la que más se adapte a tu forma de trabajar o de llevar un proyecto.

Si te han sido de utilidad y quieres que escriba otro post con más técnicas, déjamelo en comentarios.

Besitos 😛

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.